22 de julio de 2024

Oaxaca.- Simpatizantes y militantes de Morena en Santa Lucía del Camino, municipio gobernado por Juan Carlos García Márquez, advirtieron que el Presidente emanado del Movimiento de Regeneración Nacional está arropando a personajes que no representan los valores e ideales del proyecto que enarbola la Cuarta Transformación.

Cuestionando los intereses particulares o de grupo, que pudieran tener y el por qué Garcia Marquez les ha permitido sumarse al proyecto con el que buscará la reelección al cargo este 2024 y hasta dónde estará dispuesto a llegar para retener el poder.

Entre los señalados están el agente municipal de Santa María Ixcotel, Antonio Julián Aguilar Coello y su hermano, Orlando Manuel Aguilar Coello conocido priista señalado en un inicio, como uno de los responsables del asesinato del periodista norteamericano Brad Will el 27 de octubre del 2006, cuando cubría un enfrentamiento entre integrantes de la Asamblea Popular de los Pueblos de Oaxaca (APPO) y policías estatales, ministeriales y municipales en la demarcación de Santa Lucía del Camino, donde Orlando Manuel Aguilar se desempeñaba como jefe de seguridad de un Regidor emanado del tricolor, quien también fue detenido.

De acuerdo a la Procuraduría de Justicia de Oaxaca a cargo de Lizbeth Caña Cadeza, se había logrado establecer la presunta responsabilidad del Regidor Abel Santiago Zárate y Orlando Manuel Aguilar Coello en el “hecho”, pero más tarde fueron puestos en libertad, en medio de diversas irregularidades por parte de la autoridad ministerial. Por lo que un juez local los liberó argumentando que ambos se encontraban muy lejos para haberle disparado al comunicador.

Ya en el 2012, durante el gobierno de Gabino Cué Monteagudo, el entonces procurador y hoy Magistrado del Poder Judicial del Estado, Manuel de Jesús López presentó a Lenin Osorio Leyva como la persona que disparó en contra del grupo donde se hallaba el reportero. Pero después de siete años de prisión, Lenin Osorio obtuvo su libertad en el 2019 al demostrar que las pruebas con las que lo imputaban la entonces Procuraduría, carecían de sustento y que no existían pruebas que condujeran a determinar su responsabilidad en el crimen.

Por lo que hasta el momento el crimen continúa impune. Como muchas de las agresiones y desapariciones por parte de los gobiernos del PRI y a los que Juan Carlos García busca mantener vigentes al aceptar la ayuda de personajes tan cuestionables, al igual que el muratista Fernando Aguilar Robles, quien impulsa a los hermanos Aguilar Coello a través de su organización “Supo”, lamentaron los morenistas inconformes.

About The Author

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Verificado por MonsterInsights